El yogur

Conoce lo bueno y lo malo de este conocido alimento



yogur
Compartir artículo:



El yogur es un alimento lácteo que se obtiene a través de la fermentación de pequeños micoorganismos que ahora os describiré. ¿Eres de aquellas personas que han intentado comprar un buen yogur en el supermercado y has salido con un tremendo dolor de cabeza? ¡Bienvenido al trepidante mundo del yogur! Y es que hay tantos, que a la hora de elegir uno te vuelves completamente loco; porque, además, todos son buenos para tu salud (o al menos eso es lo que nos dicen). Para elaborar un yogur es necesario leche y fermentos lácticos, aunque la mayoría contienen además leche en polvo o proteínas de la leche… Como os cuento en algún otro artículo que he publicado referente a la leche, el yogur sigue debería seguir la regla 3-4-3, es decir 3% de grasas, 4% de azúcares y 3% de proteínas.

Según la legislación todo yogur que ha sido fermentado por setreptococcus thermophilus y lactobacillus bulgaris puede llamarse yogur. Y, si ha sido fermentado con bífidos, debe llamarse «leche fermentada con bífidus» (al menos en la teoría). Lo divertido del caso es que el yogur debe ser un alimento sagrado con propiedades mágicas porque lo cura todo: hay yogur para el colesterol, para la hipertensión, para aumentar nuestras defensas; yogur griego, con frutas, kéfir… Y al final uno se pregunta: ¿Cúal tomo? Vayamos a hacer un breve resumen de todos ellos y a ver qué propiedades nos pueden aportar, si es que nos aportan alguna…




El yogur sin grasas

Porque debemos cuidar nuestra línea...

yogures
Suena bien, pero resulta ser una tomadura de pelo para nuestra salud ya que ha menudo les añaden azúcar. De hecho, un simple yogur puede contener un 8% de azúcar o unos 10 gramos por unidad (tomar 25 gramos diarios es lo aconsejable).

¿Qué ocurre? ¿Que has comprado uno de esos yogures y no pone nada de azúcar? Fíjate si pone glucosa: hay está el azúcar.





El yogur sin grasas y sin azúcares añadidos:

Porque hay que cuidar mucho nuestra línea...

Sería una buena opción, pero estaría tan soso que nadie lo compraría. ¿Qué hace la industria entonces? Les pone edulcorantes y aditivos que no van a matar a nadie pero saben mejor. El problema reside en que los edulcorantes sin calorías pueden alterar la macrobiota, y también pueden fomentar nuestra preferencia por tomar productos dulces.



Yogur sin grasa, sin azúcar y sin edulcorantes artificiales

Este yogur debería ser beneficioso sí o sí...

Pues resuta que no, ya que este tipo de yogur lleva más azúcar que uno natural. Es más, algunos pueden llegar a tener un 7’5% de azúcar. ¿Por qué? Muy fácil, Porque les añaden zumo que contiene azúcares libres, o perlas como almidón de tapioca o patata…




¿CUÁL ES EL MEJOR YOGUR ENTONCES?
acupuntura
El mejor yogur que puede beneficiar nuestra salud de un modo eficaz debe llevar las siguientes características:

» 3% de grasas, 4% de azúcar y 3% de proteínas.
» Que sólo lleve leche y fermentos lácticos.
» Mejor que no sean desnatados ya que contienen más azúcar.
» Si lo quieres con fruta, se la pones tú.





El yogur con frutas

Porque llevan vitaminas y son muy saludables...

frutas
Para tomar un yogur con frutas, lo mejor que puedes hacer es comprarte un yogur normal y añadirle tu mismo las frutas. Si sabes de sobras que no sabe igual que un yogur de frutas del supermercado, deberías plantearte que quizás algo esté fallando en la industria del yogur con frutas…

La mayoría de los yogures con frutas llevan aromas y colorantes. No te va a hacer nada si te tomas uno, y tampoco te hará mucho si tomas más, pero te estarás engañando a ti mismo porque no estás tomando un yogur con frutas sino algo muy, pero que muy distinto.




El yogur griego

Vale, el yogur griego se hace eliminando el suero que hace tras la fermentación para poder conseguir una textura más cremosa. Este tipo de yogur tiene más proteína y más grasa que un yogur normal; y también tiene menos lactosa y menos calcio. Pero, ¿lo que nos venden como yogur griego se basa en la receta original? ¡Pues claro que no! Resulta más sencillo ponerle nata y proteínas de la leche para darle más cremosidad y consistencia…



Los yogures que bajan el colesterol

Además de ser ricos, ¡curan enfermedades!

No te dejes engañar porfavor... Lo que hace la industria es ponerles fitoesteroles que bloquean la cantidad de grasa que llega a la sangre y dificultan la absorción del colesterol. Lo divertido es gente que toma embutido todos los días y luego un yogur de éstos para reducir su colesterol: totalmente ridículo… Hay alimentos como las verduras, las legumbres, los frutos secos o algunas frutas que son ricas en fitoesteroles. El problema está en que para que la ingesta de fitoesteroles sea más o menos eficaz (y no está demostrado del todo) deberíamos ingerir unos 3 gramos cada día, y eso, es muy difícil aún haciendo una dieta sana. Por ello, es fundamental comprender que si los niveles de colesterol son altos, lo que debes hacer es ir al médico y tomar la medicación que él crea conveniente. ¿Qué no te gusta la medicación? Prueba en retirar todos esos alimentos que aumentan tus niveles de colesterol de forma indefinida, haz controles médicos, y valora los resultados con tu médico.



Resumiendo

El mejor yogur es el que lleva leche, fermentos lácteos, y poca cosa más. No te compliques la vida, cuantos más añadidos veas en un yogur más perjudicial va a ser para tu salud. Debemos comprender que los alimentos más sanos son aquellos que no están manipulados y que no llevan añadidos. Cuanto más simple es la alimentación, más sana es, algo que veremos también en otros futuros artículos que os pondré sobre alimentación.

Xavier Turell Nebot

Yogur



Sígueme en las redes sociales
Te puede interesar: